Marquesina

SALUD, HOGAR, TRABAJO, MANUALIDADES, COCINA, BELLEZA, REMEDIOS CASEROS, ECOLOGÍA, TECNOLOGÍA, ETC
gadgets para blogger

miércoles, 9 de septiembre de 2015

12 Tips para que tu niño coma bien

 

Este es un problema al que se enfrentan muchos padres a la hora de comer causando mucho estrés tanto a los padres como a los niños, convirtiendo la hora de comer en la más temida para ambas partes en vez de ser un momento para disfrutar de la familia, hoy les traigo 12 tips que les puede ser útil para evitar que comer sea una pesadilla diaria!

Comenzamos por lo más básico que es enseñar a nuestros niños a comer de todo desde muy pequeños, para así acostumbrarlos a los sabores y colores de la comida, esto es escencial para evitar problemas futuros. Pero si ya no podemos hacer eso vamos a tomar otras medidas:

1º Comer con el niño en familia 

Aunque parezca obvio, muchos padres dan de comer a los niños primero y ellos después, lo mejor es sentarse todos a la mesa para crear un hábito y que los niños vean que toda la familia hace lo mismo ya que los niños aprenden imitando lo que ven.

2º No fuerces al niño a comer

Si el niño percibe que es una obligación será peor para él porque  tomará la comida de forma negativa y con cada comida esa sensación irá creciendo hasta que sea insostenible la hora de comer, deja el plato de comida del niño en la mesa y dejádolo que coma tranquilo, cuando todos terminen, retira su plato con todos los demás. La hora de comer tiene un principio y un final.

3º Crear buen ambiente en la comida

Es muy importante que no haya distracciones ajenas a la comida, nada de móviles, televisión o discusiones, podemos poner música suave, aprovechar este momento para hablar de como ha ido el día, así los niños asociarán el comer a algo agradable por lo que con el tiempo disfrutarán de este momento. El ambiente influye mucho en el apetito. 

4º Evita que esté cansado al comer

No pretendamos que el niño después de un largo día (ya sea un niño pequeño de meses o un niño mayor) prefiera comer que ir a descansar, cada niño tiene su necesidad de descanso y es necesario que lo haga, además después de una pequeña siesta (30 min. máximo) el niño se levantá con más apetito. 

5º Probar alimentos nuevos

No debemos insistir en que tiene que comer alimentos nuevos, simplemente los ponemos en el plato un día y otro y otro, hasta que el niño(a) mismo querrá probarlo, la curiosidad de los niños es una de las herramientas de la cual no podemos valer para este paso.

6º Da al niño raciones de comida pequeñas

Cuando damos pequeñas raciones y el niño se lo termina da buena sensación tanto a los padre como al niño, incluso puede repetir y eso refuerza la buena sensación, si ponemos mucha comida en el plato el niño(a) se agobia sólo de verlo y lo más probable es que no se lo termine, lo que conllevará a una situación estresante y la comida se convierte en un campo de batalla. 

7º Sustituye algunos alimentos 

Muchos alimentos pueden ser rechazados por su sabor y muchos padres estan convencidos de que sus hijos los tienen que comer porque son buenos para la salud, pero hay la posibilidad de sustituirlos por otros que tengan el mismo aporte nutricional y el sabor sea aceptado por los niños. No hay alimentos imprescindibles, solo grupo de alimentos imprescindibles, mientras que el pequeño coma algo de cada grupo alimenticio, no hay problema, además, hay que tener presente que los gustos del niño aún no están determinados; irán cambiando, a veces de un día para otro, o a lo largo de su infancia.

8º Camufla alimentos que no le gustan 

Esta medida es aconsejable sólo temporalmente, hasta que el niño(a) se adapten al sabor de ciertos alimentos como verduras, cebolla, pimietos,etc., después es aconsejable darle poco a poco al principio e ir aumentando la cantidad. Se suele camuflar en tortillas o en salsas, ve  quitando poco a poco el alimento que varía su gusto para que conozca el auténtico sabor.

9º Prepara con tu hijo la comida  

Si tu niño(a) puede ayudarte en la cocina, aprovecha este elemento lúdico, así el niño(a) asocia la comida con algo divertido y que lo ha hecho con sus propias manos, deseará comérselo

10º Anímale a comer con juegos  

Cuando son pequeños esto puede ayudar mucho, jugar o distraerles contando cualquier historia mientras estás dándole de comer, así comerá, quitará tensión y hará este momento placentero.

11º Hacer que coma más

Cuando le comenté al médico que mi hijo comía muy poco lo primero que me dijo es que el niño come lo que necesita, además me dijo que no le dé nada antes de comer (papitas, galletas, carmelos, etc.) lo mejor es darle de comer y depués de la comida SI darle galletas, papitas o algo que al niño le guste, ésto hará que su estómago se amplíe y la próxima vez comerá más comida. Eso sí no debemos utilizar esto como premio para que coma, al final será un arma de doble filo porque comerá sólo si le damos galletas o papitas.

12º Dar ejemplo 

No podemos pretender que nuestros niños coman lo que no nos ven comer por el simple hecho de que es bueno para su salud, así que lo primero es comer lo que queremos que coman, es algo simple pero efectivo!

Espero que estos tips te ayuden

Hasta la próxima!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...